Translate

viernes, 18 de octubre de 2013

GERANIOS. TODO UN CLÁSICO DE LA JARDINERÍA Y EL HOGAR




Si hay una planta popular y difundida en jardinería y en el hogar ese es el eterno geranio. Con una cada vez más extensa gama de colores y de una floración duradera, son una planta muy habitual en nuestros balcones y jardines.




A mi personalmente me encantan y  resultan ideales para cualquier espacio.

Estas plantas vegetan en cualquier suelo a condición de que no sean excesivamente húmedos y prefieren la exposición a pleno sol, aunque algunas se desarrollan en mejores condiciones si se colocan en la sombra.

  • Se propagan por esquejes semi-leñosos durante la estación cálida, por semilla o división de matas en otoño o primavera. Los esquejes también se pueden cortar en invierno, sembrándolos en tierra preparada con musgo y humus. 
  • El enraizado suele tardar 20 días. Para conseguir una mayor floración se deben eliminar las flores secas. El abonado con humus diluido en agua estimula el desarrollo de la planta. Se puede agregar un tapón de urea por planta (procurando echarlo alejado del tallo) cada 20 días.

Las hojas suelen ser atacadas por distintos tipos de hongos causando manchas de diversos colores que pueden ser combatidas con fungicidas. También pueden sufrir el ataque de babosas, cochinillas, ácaros o "araña roja" y áfidos o, como comúnmente son llamados, "pulgones". En la región mediterránea los geranios sufren la plaga del la mariposa del geranio desde los años 1980, cuando fueron introducidas desde Sudáfrica. 


TÉCNICA DE CULTIVO

  • Los geranios crecen bien a temperaturas ambientales hasta 25 °C. Crecen muy bien en lleno sol y solicitan entornos bien ventilados pero no quieren las corrientes de aire. Viceversa temperaturas demasiado bajas, bajo los 15 °C no son agradecidas.
  • Es buena norma escardar periódicamente la tierra que hospedan  nuestros Geranios de modo que romper la costra que se forma a la superficie que impide sea la absorción del agua que la respiración del mantillo de abajo.
  • Es importante también remover las hojas secas o desteñidas cortándolas con una tijera a acerca de 1 cm de la juntura al fuste este para evitar dejar heridas abiertas en el fuste qué pudieran ser una calle privilegiada por ataques parasitario.

RIEGO

  • Los geranios tienen ser regados a menudo. Durante la primavera y el verano, se riega de modo que humedecer completamente la tierra y se deja secar la superficie antes de efectuar el siguiente riego.
  • Durante los períodos otoño invernal, se riega de vez en cuando, justo para evitar que la tierra se seca completamente.

SUELO - TRASPLANTE

  • El geranio se trasplanta cada año en primavera con un mantillo compuesto de turba y tierra arcillosa. Es importante luego corregir el todo con un pochino de carbonato de calcio para levantar el ph de la tierra.
  • Es importante no usar demasiado macetas de dimensiones adultos, en cuánto el aparato radical del geranio se desarrollaría demasiado en detrimento de la parte aérea.
  • Cuando se realiza el trasplanto es sacudir bien un poco las raíces para eliminar el viejo mantillo y cortar las raíces demasiado largas y espesas con tijeras limpias y bien desinfectáis.
PLAGAS Y ENFERMEDADES

Los geranios son plantas que a menudo padecen ataques de parásitos. En particular:

Hojas desteñidas y fustes amarillentos:

casi siempre depende de una escasa iluminación.
Remedios: desplazar la planta de geranio en un lugar más luminoso.

Fuste que se pone negro

casi siempre este síntoma es acompañado por podredumbre de las raíces. Éstos depende de excesivos riegos que es agravado por temperaturas demasiado bajas. 
Remedios: es muy difícil lograr recobrar la planta de geranio cuando se llega a este estadio.

Puntos rojizos en la página inferior de las hojas

Los puntos rojizos en la página inferior de las hojas podrían significar que usted está en presencia de Cochinillas. Para ser seguro, sugerimos a utilizar una lupa y observar. Se caracterizan por tener una especie de escudo protector, de color oscuro y consistente. Te confrontas ella con la foto al lado. Se son características no puede equivocar. Además si probáis a sacarle con una uña, vienen fuera fácilmente. 
Remedios: sácadle con un copo de algodón mojado de alcohol o si la planta es grande y en maceta, podéis lavarla con un agua y jabón neutral frotando muy delicadamente con una esponja para remover los parásitos. Después de qué la planta de geranio debe ser aclarada muy bien para eliminar todo el jabón. Por las plantas más grandes y plantadas a lo abierto, podéis usar productos químicos específicos. Los tratamientos con insecticidas anticochinillas, para que sean mucho más eficaces, deben ir dirigidos contra las larvas, que son más sensibles que el adulto.


Manchas sobre la página inferior de las hojas

Manchas sobre la página inferior de las hojas podrían significar que estáis en presenzia de Cochinilla y en particular de la Cochinilla algodonosa o Cotonet. Para ser seguro, sugerimos a utilizar una lupa y observar. Se caracterizan por tener una especie de escudo protector, de color blanco. Te confrontas ella con la foto al lado. Se son características no puede equivocar. Además si probáis a sacarle con una uña, vienen fuera fácilmente. 
Remedios: sácadle con un copo de algodón mojado de alcohol o si la planta es grande y en maceta, podéis lavarla con un agua y jabón neutral frotando muy delicadamente con una esponja para remover los parásitos. Después de qué la planta de geranio debe ser aclarada muy bien para eliminar todo el jabón. Por las plantas más grandes y plantadas a lo abierto, podéis usar productos químicos específicos. Los tratamientos con insecticidas anticochinillas, para que sean mucho más eficaces, deben ir dirigidos contra las larvas, que son más sensibles que el adulto.


Hojas que inician a amarillear, aparecen salpicadas de manchas de amarillo y castaña
Sucesivamente a estas manifestaciones las hojas se abarquillan asumen un aspecto casi polvoriento y caen. Observando cuidadosamente se notan también sutiles telarañas sobre todo en la página inferior de las hojas. Con estos síntomas muy probablemente estamos en presencia de un ataque de ácaros o "araña roja" o "arañuela" un ácaro muy molesto y dañino.
Remedios: 

Aumentar la frecuencia de las nebulizaciones (la falta de humedad favorece su desarrollo) y eventualmente, sólo en el caso de infestaciones particularmente graves, usar productos químicos specíficos. Si la planta de geranio no es particularmente grande, se puede probar también a limpiar  hojas para eliminar mecánicamente el parásito usando un copo de algodón mojado y enjabonado. Después  la planta debe ser aclarada muy bien para eliminar todo el jabón.

Presencia de pequeños animales blanquecinos sobre la planta
Si notáis estos pequeños animales estáis en presencia de afidios o como comúnmente son llamados "Pulgones". Te observas ellos con una lupa y te confrontas ellos con la foto a lado, son inconfundibles y no te puedes equivocar. 
Remedios: usar productos químicos específicos 

Mi lista de blogs